Caballeros, princesas y otras bestias – Sátira made in USA

caballeros-princesas-otras-bestias3

Podríamos empezar (y acabar) diciendo que es una película totalmente prescindible que quizá logre arrancar un par de sonrisas burlonas durante los 102 minutos que dura el film dirigido por David Gordon (“Superfumaos”). Pero nos extenderemos un poco más, aunque no cobremos por palabras.

Se trata de una comedia de aventuras caballerescas, todos los tópicos del género se dan cita aquí: brujas, hechiceros, damiselas en apuros, lucha a espadas, mujeres de armas tomar, el apuesto paladín de la corte, una profecía ancestral y bla bla bla. Sin embargo no es un volumen más de cine de caballeros, se le presupone una “sátira”, que se trata del eufemismo de un guión estructurado con personajes anclados en las novelas de caballerías que chocan con los personajes descontextualizados como el de Thadeous, un papel de película de hoy que introducen con calzador en las hazañas de la época de “Shreck”, pero con menos gracia que el ogro verde de Dreamworks.

Los Oscar 2011 se quedan sin premio

oscar2011_presentadores

El canal ABC quiso cautivar a una audiencia más joven para catapultar los índices de audiencia de la alfombra roja, una táctica que se ha convertido en estrategia habitual en Estados Unidos, y es que el canal Disney Channel y The CW obtienen buenos datos e incluso algún que otro récord de audiencia gracias a sus productos propios.

Sin embargo el público no ha respondido como se esperaba, el dato medio que alcanzó la retransmisión de la Ceremonia de los Oscar fue 37,6 millones de espectadores, convirtiéndose en la emisión de entretenimiento más vista desde su predecesora, gala que presentó Steve Martin y Alec Baldwin. Una gala que obtuvo un 10% más de cuota de pantalla que la presentada por la joven Anne Hathaway y el atractivo James Franco.

James Franco y Anne Hathaway al volante de los Oscars

anne-hathawayLa Ceremonia de los premios más codiciados del séptimo arte calienta motores, de ahí que esta mañana nos levantásemos con la GRAN noticia, James Franco y Anne Hathaway serán los conductores de la Gala de los Oscars 2011.

Es pura estrategia de marketing, esta pareja de jóvenes pipiolos recogen el testigo generacional de Alec Baldwin y Steve Martin, que a principios de este año sólo consiguieron arrancarme un par de sonrisas y una sonora carcajada coincidiendo con su inolvidable parodia de “Paranormal Activity”.

Los productores han visto el filón de la juventud como uno de los pocos reclamos de espectadores que todavía no han explotado lo suficiente, ya en la edición pasada vimos cómo muchos de los invitados vip eran rostros de la factoría Disney y de la saga “Crepúsculo”, sin embargo el próximo 27 de Febrero darán un paso más allá y los presentadores serán dos promesas del cine que, por qué no decirlo, tienen mucho tirón.